Padre Ed Homilia 6-5-21: Corpus Christi

Categories: Español, HomiliesPublished On: June 5th, 2021Tags: , , 874 words26.5 min read
SHARE

Queridas hermanas y hermanos. Las lecturas de hoy se pueden encontrar aquí:

Corpus Christi

 ¡Guau!  Después de la primera lectura, le hace preguntarse en qué tipo de mundo vivía esa gente.  Rociando sangre sobre el altar y luego rociando sangre sobre sí mismos, esto no es un tema normal para discusión hoy.  Aún más razón por la que tenemos que hablar de ello hoy.  Tenemos que entender el contexto de lo que estaba sucediendo.  Para empezar, Dios había hecho convenios con Adán y Eva, luego con Abraham y Noé.  En cada caso, quebrantamos el pacto.  Ahora Dios quiere hacer un pacto con Su pueblo escogido.  No es un contrato, sino un pacto.  Un contrato es un acuerdo escrito entre dos personas donde está escrito que hago este servicio por usted, y, a su vez, usted me paga una cuota por hacer el servicio.  Un pacto significa mucho más.  Simplemente, significa que le ofrezco mi vida y, a su vez, usted me ofrece su vida.  Los primeros hebreos creían que la vida estaba contenida en la sangre.  Cuando se hacía un sacrificio de un animal, la sangre se usaba para sellar el pacto.  La sangre rociada en el altar era representativa de la vida de Dios.  La sangre rociada sobre el pueblo era representativa del pueblo que ofrecía sus vidas a Dios.  Este establecimiento del pacto entre Dios y Su pueblo es el pacto que Jesús vino a cumplir.  Este pacto prefigura el pacto que Jesús cumple.  Incluso la gente que Dios usó para este pacto original son símbolos del cumplimiento por Jesús.  Jesús es considerado como el nuevo Moisés.  Pedro, Santiago, y Juan son las figuras sacerdotales de Aarón y sus dos hijos.  Los doce hijos de Jacob son los doce apóstoles.  E incluso los setenta discípulos que Jesús envió dos por dos son los setenta ancianos que recibieron el espíritu.

Lo que es importante entender es que nuestro Dios no es un Dios destructivo que desea matar animales o personas.  Dios es un Dios de vida.  El primer pacto entre Dios y Su pueblo tuvo un sacrificio, pero es un sacrificio que ofreció vida, la vida de Dios para Su pueblo.  Jesús viene a cumplir el pacto, no a hacer un nuevo pacto.  Requiere que sea sacrificado, no por Su muerte, sino para que a través de Su muerte se dé la vida.  El cumplimiento del pacto es que se nos da vida eterna que una vez fue perdida por Adán y Eva.  Dios es un Dios de vida.

También debemos considerar cómo Jesús preparó a Sus discípulos para la Última Cena.  Sabiendo que Él convertiría el pan en Su Cuerpo y el vino en Su Sangre, Él necesitaría enseñarles.  Hay cuatro ejemplos de Jesús preparando a Sus discípulos.  La primera, en la fiesta de las bodas en Caná.  A pesar de que Su hora no había llegado, a través de la inspiración de Su madre, María, Jesús transforma el agua en vino.  Tal vez esto para ayudar a los discípulos a entender cuando Él cambia el vino a Su Sangre.  El segundo ejemplo es el milagro de la Alimentación de las Cinco Mil.  Un ejemplo de la abundancia de Dios y todavía tienen comida restante.  Hay suficiente para todos.  El tercer ejemplo, La Última Cena.  Sus discípulos están preparados para el cumplimiento del pacto.  Jesús se ofrece a Sí Mismo como el sacrificio, pero deja instrucciones para que Sus discípulos continúen, para hacer esto en memoria de mí.  Y el cuarto ejemplo es más para nosotros.  Es la primera celebración Eucarística cuando Jesús consagra el pan y el vino para los Dos Hombres en el Camino a Emaús.  En el momento de la consagración, Jesús desaparece de su vista.  Esto es para nuestro beneficio.  Este momento es para nosotros hoy, para reflexionar y meditar sobre cada vez que asistimos a Misa.  Es por eso que la Iglesia celebra ahora la Solemnidad del Santísimo Cuerpo y La Sangre de Jesús.  Un recordatorio del pacto dador de vida que Dios nos ha dado a través de la vida de Su Hijo.  Nosotros, a su vez, ahora ofrecemos nuestras vidas para vivir en Él.

Que el Señor os bendiga en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.  Amén

Fr Ed Anderson
Email: fatheredanderson[at]gmail.com
Phone: 715.817.3736

St. Joseph Church – Rice Lake
Holy Trinity – Haugen
St. John the Evangelist – Birchwood
Our Lady of Lourdes – Dobie

Fr Ed Anderson
Email: fatheredanderson[at]gmail.com
Phone: 715.817.3736

St. Joseph Church – Rice Lake
Holy Trinity – Haugen
St. John the Evangelist – Birchwood
Our Lady of Lourdes – Dobie

Sign up for Fr Ed’s Daily Newsletter